C.E.

C.E.
....

martes, 17 de abril de 2012

LA HISTORIA OCULTA DE LA RAZA HUMANA

Una buena demostración para que nadie pueda afirmar que la ciencia lo ha explicado todo, es en la actualidad en pleno siglo XXI, quedan todavía muchas cosas por descubrir y muchos interrogantes que responder...

Desde que el ser humano apareció sobre la faz de la tierra, el misterio ha caminado a su lado. A lo largo de los siglos, y en todos los rincones del mundo, existen enigmas que la ciencia todavía no ha sido capaz de resolver satisfactoriamente.

El premio Novel en Física de 1965 Richard Phillips Feynman escribió que “ciencia es creer en la ignorancia de los científicos”, por qué el saber que dan las cosas por descubrir es precisamente lo que ayuda al ser humano a seguir evolucionando.

Y es que hasta el más grande de todos los sabios que hayan existido lo dijo:

“LA COSA MÁS MARAVILLOSA QUE PODEMOS EXPERIMENTAR ES EL MISTERIO, FUENTE DEL VERDADERO ARTE Y LA VERDADERA CIENCIA” (Albert Einstein en una de sus sentencias más universales)

BALZAC ESCRIBÍA EN SUS ILUSIONES PERDIDAS QUE HAY DOS HISTORIAS “LA HISTORIA OFICIAL, MENTIROSA, QUE SE ENSEÑA Y LA HISTORIA SECRETA EN LA QUE SE HALLAN LAS VERDADERAS CAUSAS DE LOS ACONTECIMIENTOS, UNA HISTORIA VERGONZOSA”

En el libro mítico de Michael Cremo y Richard Thompson titulado “Forbidden History” (Historia Prohibida) que tan difícil resulta conseguir en la versión original y ahora podemos leer en inglés en una versión condensada titulada “The Hidden History of the Human Race” (La historia oculta de la Raza Humana) hay una compilación absolutamente alucinante de evidencias anómalas relacionadas con la verdadera edad de la humanidad.

Esferas metálicas en el precambriano (2800 millones de años), vasos metálicos hace 600 millones de años, marcas de zapatos en el Cambriano (500 millones de años), cuentas de oro en el Carbonífero hace 350 millones de años, esqueletos humanos hace 300 millones de años, marcas de zapatos humanos hace 300 millones de años, objetos de plata decorativos hace 300 millones de años, cadenas de oro hace 300 millones de años, huellas de pie humano en el Jurásico hace 150 millones de años, eolitos de piedra instrumentales para preparar la piel de los animales exactamente iguales que los utilizados hace 30.000 años en el Eoceno hace 50 millones de años y así podemos seguir hasta el Pleistoceno hace menos de un millón de años con cráneos humanos y miles de objetos más.

Aceptar la existencia de esas anomalías y tomarlas por los que son, la prueba irrefutable, en muchos casos, de que la humanidad ha existido desde hace millones de años, nos lleva a otra conclusión: la prosperidad en la historia es una farsa y tecnologías similares a las actuales se conocían en momentos y lugares enterrados en la noche de los tiempos. Es una completa ilusión la idea de que “evolucionamos” tecnológicamente.

Es posible decir, a priori, que todo esto es una locura y que esos objetos fueron puestos allí para que alguien ganara notoriedad y fama, pero realmente quienes hicieron esos descubrimientos fueron convertidos en parias y desterrados de la historia de la paleontología, a pesar de que, en muchos casos, sus currículums eran impecables hasta ese momento en que se toparon con objetos inexplicables y se lo comunicaron diligentemente a la comunidad científica.

Creo que no es sorpresa para los lectores, llegar a la idea de que la historia verdadera se ha ocultado. Ahora os pido simplemente que os enfoquéis en el poder enorme que nos trae esta idea:

Todos y cada uno de nosotros somos mucho más ancianos de lo que creemos ser y nuestra historia, nuestro pasado, nuestros recursos, soluciones asequibles, descubrimientos integrados, conocimientos reales, forman una “maleta” tan rica que llevamos dentro que con ella podemos afrontar cualquier cosa que nos pueda ocurrir en la vida, en la historia y en el futuro. Hemos estado antes ahí. Hemos estado en todas partes, en realidad. Lo hemos hecho ya. ¿Sois capaces de ver esto con perspectiva?

Os presento aquí algunas de estas “anomalías” recogidas en el mencionado libro.



Una figurilla de barro trabajada con mucho arte fue encontrada en 1889 en Nampa, Idaho. La figurilla apareció en un nivel a 300 pies de un pozo y databa el estrato del Pleistoceno, cerca de 2 millones de años. Se supone que los humanos no habían evolucionado entonces, luego, ¿quién creó ese artefacto?



En 1877 el Sr J. H. Neale era el superintendente de Montezuma Tunnel Company y diriía el túnel Montezuma cavando la lava de Table Mountain, Condado de Tuolumne . A 1500 pies de la boca del túnel vio algo extraño incrustado en la roca oscura y él mismo encontró un mortero como el que se muestra y algunos objetos propios de la actividad humana. La posición de los artefactos hablan de una edad de datación de 33-55 millones de años.





Esta Venus de Willendorf fue encontrada en Europa y se le da una edad de 30.000 años, 20.000 años antes de que apareciera la civilización humana, tal y como lo conocemos por la historia oficial.





En 1896, trabajadores encontraron en Buenos Aires un cráneo humano moderno. El estrato de la Pre-Ensenada donde fue encontrado tiene al menos 1.0 – 1.5 millones de años.





En 1913, el Profesor Hans Reck, de la Berlin University, dirigió unas investigaciones en Olduvai Gorge ,Tanzania. Durante su estancia, Reck encontró un esqueleto humano completo moderno como el de la imagen. Estos restos estaban, como todos los demás, cementados en la roca y tuvo que ser extraído por instrumentos especiales. Fue encontrado en un lugar cuya datación es de más de un millón de años.



Este objeto, que se asemeja tanto a una moneda, fue encontrado en Lawn Ridge, Illinois a una profundidad de 114 pies de la superficie. Según el Illinois State Geological Survey, los depósitos que contenían la moneda eran de 200.000 y 400.000 años de antigüedad.



Arriba, una esfera metálica fue encontrada en Sudáfrica con tres líneas paralelas alrededor de su ecuador. La esfera fue encontrada en depósitos del Precambriano, que datan de 2.8 mil millones de años.

La pregunta clave como en todo lo que rodea al ser humano es:

¿QUIÉN ESTÁ INTERESADO EN OCULTAR EL CONOCIMIENTO AL SER HUMANO DE SU PROPIA HISTORIA? CADA CUAL SAQUE SUS CONCLUSIONES Y SI SE ATREVE QUE LE PONGA NOMBRE A LA RESPUESTA………………..

Con todo esto anterior en perspectiva, ahora podemos acercarnos con más interés, tal vez, a un documental que trata de otro “misterio” del pasado, en este caso, las pirámides.

No hay comentarios:

Publicar un comentario