C.E.

C.E.
....

miércoles, 9 de mayo de 2012

NOS HAN ESTADO ENGAÑANDO…POR QUE LES HEMOS DEJADO

La perversión de la magnitud de las mentiras que nos han inculcado, generación tras generación, y la manipulación despiadada a la que hemos sido sometidos, debe salir a la luz del conocimiento.

No tiene sentido que el ser humano que habita este maravilloso planeta continúe tan perdido, tan dormido y tan inconsciente como lo ha estado hasta ahora.

No podemos transitar los tiempos nuevos con formas de pensar antiguas, debemos abrir nuestra mente a lo nuevo que llega y que está por venir.

No es coherente progresar, avanzar con los nuevos tiempos, con las nuevas formas de sentir, pensar y actuar, teniendo nuestra mente anclada en el pasado, por miedo a dejarnos impregnar de futuro, es algo evidente para tiempos nuevos, nuevas formas de pensar.

En un camino hacia ninguna parte, una rueda maquiavélica gira sin cesar y nos envuelve alejándonos de la verdad, haciéndonos pagar por ello un precio de cuantía incalculable, apartándonos de la realidad de lo que somos, convirtiéndonos en siervos de unos pocos para su propio desalmado beneficio; una impresionante historia de confabulaciones manipuladoras.

Una exquisita trama en la que la mentira se apoya en la verdad, en la que la verdad se mimetiza con la mentira… increíblemente confeccionada, alimentada y diseñada para manipular las conciencias, distrayéndolas de sí mismas y haciéndolas caer en una terrible red que nos domina y nos aleja de nosotros mismos, sumiéndonos en el más triste de los abandonos; en el alejamiento de toda luz y, por ende, en la neurosis, la enfermedad, el desaliento y la pérdida, en la oscuridad y la locura.

LAS RAZONES POR LAS CUALES HEMOS SIDO SOMETIDOS SON TAN INCREÍBLES COMO EL RESULTADO CONSEGUIDO.

El resultado bien lo conocemos todos; Dos mil años de experiencias vitales bajo los designios y el tutelaje de nuestra “Santa Madre Iglesia” y el resto de las religiones y poderes imperantes, no han podido evitar dejar el clamoroso rastro de lo que, al parecer, supone la más brutal, encarnizada y cruenta de cuantas historias se hayan escrito en la galaxia.

El simple hecho de convivir en una situación en la que nuestros hermanos, –aquellos que participan de la vida en este mundo/casa de todos–, se mueren de hambre y desesperación en un olvido comunitario, nos da una referencia clara de lo ajenos que hemos estado de nosotros mismos,

¿Cómo hemos podido llegar a esto? Si por un momento, abriéramos los ojos y nos diéramos cuenta de lo que esto significa, no seríamos capaces de asimilar la magnitud de semejante locura.

Este espacio se irá escribiendo a sí mismo lentamente, dando paso a los acontecimientos del pensamiento y los cambios de conciencia que día a día y cada vez más rápido, se están precipitando.

Y formarán parte de lo que puede suponer la corta historia de un posible despertar.

Sean bienvenidos bellos durmientes, tengan ustedes un lindo amanecer.

La pesadilla de la muerte en vida puede estar llegando a su final pues el mundo, es ya un sitio diferente.

BIENVENIDOS AL MUNDO REAL. PERO MIENTRAS VIAJAN DE CAMINO A LA REALIDAD REFLEXIONEN……QUE PASARÍA SI…………

¿Qué pasaría... si un día despertamos dándonos cuenta de que somos mayoría? ...

¿Qué pasaría si de pronto una injusticia, solo una, es repudiada por todos, todos los que somos, todos, no unos, no algunos, sino todos? ...

¿Qué pasaría si en vez de seguir divididos nos multiplicamos, nos sumamos y restamos al enemigo que interrumpe nuestro paso?

¿Qué pasaría si nos organizáramos y al mismo tiempo enfrentáramos sin armas, en silencio, en multitudes, en millones de miradas la cara de los opresores, sin vivas, sin aplausos, sin sonrisas, sin palmadas en los hombros, sin cánticos partidistas, sin cánticos?

¿Qué pasaría si yo pidiese por vos que estás tan lejos, y vos por mí que estoy tan lejos, y ambos por los otros que están muy lejos y los otros por nosotros aunque estemos lejos?

¿Qué pasaría si el grito de un continente fuese el grito de todos los continentes?

¿Qué pasaría si pusiésemos el cuerpo en vez de lamentarnos? ¿Qué pasaría si rompemos las fronteras y avanzamos y avanzamos y avanzamos y avanzamos?

¿Qué pasaría si quemamos todas las banderas para tener solo una, la nuestra, la de todos, o mejor ninguna porque no la necesitamos?

¿Qué pasaría si de pronto dejamos de ser patriotas para ser humanos?

¿No sé... me pregunto yo... qué pasaría?

No hay comentarios:

Publicar un comentario