C.E.

C.E.
....

martes, 22 de diciembre de 2015

RESPUESTAS DESDE EL INFINITO Y MÁS ALLÁ

ALGUIEN ME PREGUNTABA HACE UNOS DÍAS, SI NUESTRA ESENCIA, NUESTRA IDENTIDAD PERSONAL, ESTA PARTE QUE HABITA EN EL MUNDO DE LA MATERIA Y LLEVA NOMBRE Y APELLIDOS, QUE PORTA NUESTROS OJOS, NUESTRA, BOCA, LAS MANOS, LOS SENTIMIENTOS, LAS EMOCIONES, LOS GESTOS QUE NOS CONSTITUYEN…DESAPARECE DEFINITIVAMENTE CUANDO SE AGOTA EL ÚLTIMO SEGUNDO DE NUESTRA VIDA AQUÍ.

Si la chispa divina que vive en nuestro interior la hemos compartido con otros tantísimos nombres y apellidos, con otras apariencias, con otras biografías, habitado en numerosos lugares, en diferentes planetas. 

También me preguntaba dónde estaba el principio, donde el final y el mismo se pregunta muchas veces ¿y si no hay ni principio, ni final? ¿Y si todo es un eterno continuo?

Había un cierto pesar en su mirada mientras esperaba mi respuesta. Un sentimiento romántico de apego asomó en sus pupilas y un profundo suspiro acompañó la espera.

Le conteste desde el corazón y le dije:

Para ir más allá de la comprensión que nos da el pensamiento racional, debemos desarrollar otro tipo de pensamiento y el comienzo parte de cambiar un concepto antiguo por un concepto más real y certero. DEBEMOS ENTENDER “QUE NO SOMOS SERES HUMANOS CON EXPERIENCIAS ESPIRITUALES, SINO SERES ESPIRITUALES CON EXPERIENCIAS HUMANAS”.

El simple hecho de comprender e integrar esto, nos amplía la conciencia y nos permite una mayor profundidad de pensamiento y sentimiento.

Nos hemos acostumbrado tanto a estar con nosotros mismos que hemos aprendido a querernos, a estimarnos, a saber luchar por lo que queremos, a sentir las voluntades desde la fortaleza, a superar los miedos, a trascender la angustia, a permanecer serenos y hasta a amar nuestros defectos.

Puse en mi respuesta como siempre ciencia y conciencia lo que dije, es lo que siento y pienso… porque para mí estas razones me dejan tranquilo, sean o no sean las correctas, las reales, las verdaderas…no importa y no importa si las siento mías si me reconfortan. Está justificado todo aquello que nos hace sentir bien y más si ese bienestar se instala en el espíritu.

Cuando decidimos el proyecto de vida, el plan evolutivo que trazamos, previo al estreno de nuestra última biografía, diseñamos hasta el mínimo rasgo físico y psicológico que nos constituirá. Portando las herramientas necesarias, para superar con nota la lección o lecciones que traemos por y para aprender.

Desde la absoluta objetividad y el inmenso amor por la divinidad que fluye en cada uno de nosotros, creamos una personalidad justa para experimentar, experimentar y experimentar.

Vibrar a un nivel superior será una decisión consciente a la que podamos optar en la libertad de jugar de un modo u otro las cartas que hemos traído a esta partida. De nuestras respuestas, de las jugadas mejores, de las más osadas, de aquellas en las que nos hemos implicado, nos han dolido y nos han servido para ver con claridad…de esas…dependerá que superemos el curso, que pasemos con nota y que la escuela de la vida, no nos mande repetir la lección.

NO ES EXTRAÑO QUE AMEMOS LO QUE TENEMOS PORQUE SEAMOS COMO SEAMOS ANTE TODOS SOMOS ÚNICOS, IRREPETIBLES, DIFERENTES E INSUSTITUIBLES; COMO TODAS LAS PERSONALIDADES QUE HEMOS ELEGIMOS HASTA AHORA Y ELEGIREMOS HASTA EL INFINITO Y MÁS ALLÁ…

SOMOS UN VESTIDO TEMPORAL, MÁS O MENOS BONITO PARA UN ESPÍRITU INFINITO. NO DEBE HABER PENA POR DEJARLO. HA CUMPLIDO SU MISIÓN. SIEMPRE NOS QUEDARÁ LA ALEGRÍA DE PODER VESTIRLO CADA VEZ CON MEJORES GALAS.


1 comentario:

  1. Gracias amigo, por tus preciosas y sanadoras palabras, gracias por tu dedicación y tu Amor por transmitirlas.....
    Mis mejores deseos para estos días y un año lleno de Paz y mucho Amor, para ti y para todos. Un abrazo.

    ResponderEliminar