C.E.

C.E.
....

viernes, 9 de octubre de 2015

EL MIEDO A ENVEJECER

NADIE QUEREMOS SER VIEJOS. ESTA PALABRA NOS ACERCA A CONCEPTOS QUE HEMOS ASOCIADO A “TÉRMINO”, “FINAL”, “LENTITUD”, “OLVIDO”, “ENFERMEDAD”, “DISCAPACIDAD” Y LO QUE CASI ES PEOR QUE TODO, “SOLEDAD”.

No nos enseñan a envejecer, a vivir cada edad como corresponde. Todo lo que de verdad es interesante en la vida, nadie se ocupa de transmitirlo o de trabajarlo para que la siembra fructifique más tarde, por lo tanto es más de lo mismo nosotros somos quienes debemos de ocuparnos de nosotros. 

Que pasen los años es un proceso normal. Que transcurran aportando angustia y temor, no. Si algo tiene de bueno el paso del tiempo es que debe hacernos más capaces para comprender, para asimilar, para asumir, para aceptar, para amar, para ayudar y para dirigir la vida, en definitiva, hacia un estado de paz cada vez mayor y un nivel de conciencia elevado.

Con el tiempo nos debe ir importando menos lo insignificante que es casi todo. Cuando nos quedan menos años por vivir que los que hemos vivido, el valor de cada cosa cambia y solo es importante en la vida, aquello que conseguimos dejar en los demás, en forma de amor.

Los sucesos no pueden tener el poder de dirigirnos; es la actitud ante ellos lo que nos define, nos condiciona y si no es la correcta es la que no nos permite sentir con nitidez.

EN REALIDAD CUESTA MUCHO APRENDER UNA VERDAD MUY SIMPLE: HAY MUY POCAS COSAS IMPORTANTES EN LA VIDA…MUY POCAS, PERO CUANDO LO COMENZAMOS A ENTENDER ESTAMOS CASI SIEMPRE DESPIDIÉNDONOS.

Si fuésemos todo lo listos que nos creemos, nos habríamos dado cuenta ya de que la mayoría de los problemas no lo son y de que todo pasa y todo se arregla; y si no lo hacemos nosotros, la propia vida decidirá, poniéndonos en el lugar que nos corresponde, para aprender la lección necesaria para nuestra evolución correcta como seres humanos.

Sabiendo también que dicha lección, la repetirá una y otra vez hasta que seamos capaces de aprender el conocimiento que se deriva de ella.

Lo que en un momento determinado nos llena de miedos, más tarde puede darnos risa. Lo que en un punto de nuestra vida parece terminar con nosotros, después puede ser un camino de luz que alumbre nuestras tinieblas.

Sigo pensando que nada pasa por que sí. Que la casualidad no existe, que todo lo que nos sucede comienza en nosotros Ni nadie entra en la vida de nadie sin ningún motivo. Ni tampoco nosotros pasamos a formar parte del paisaje de los que nos conocen sin ninguna razón.

O aprendemos nosotros o son otros los que tienen que aprender de nosotros o con nuestro paso. Pero nada sucede por azar.

ES TIEMPO DE ACELERAR EL APRENDIZAJE Y DE NO ESPERAR A LA VEJEZ PARA TOMAR CONCIENCIA QUE EL PASO POR LA EXISTENCIA ES MUY CORTO, PERO TAMBIÉN SUFICIENTE PARA DISFRUTAR Y GOZAR DE ESTA MARAVILLOSA EXPERIENCIA QUE ES VIVIR, SIN PERDER DE VISTA QUE DE AQUÍ SOLO NOS LLEVAREMOS, EL CONOCIMIENTO QUE HAYAMOS SIDO CAPACES DE APRENDER, YA QUE EN DEFINITIVA A ESO VENIMOS Y ESO ES LA VIDA………..APRENDIZAJE


No hay comentarios:

Publicar un comentario